25.2 C
Nordelta
miércoles 20 de octubre de 2021

Lo Último

Buquebus inicia sus operaciones desde Tigre

Dueña total de los recorrido fluviales entre Argentina y Uruguay a través del Río de la Plata, ahora la empresa Buquebus orienta sus operaciones hacia otra ruta marítima entre ambos países como es el cruce entre la localidad bonaerense de Tigre y la ciudad uruguaya de Carmelo.

Un trazado históricamente dominado por los catamaranes de Cacciola, hasta el 2019 cuando la compañía debió abandonar sus servicios tras haberse presentado en concurso preventivo de acreedores por no haber podido hacer frente a la suba de costos y la baja en la cantidad de pasajeros.

Buquebus acaba de sellar un acuerdo con esta compañía para cubrir el servicio de conexión entre Carmelo y Tigre, con dos frecuencias diarias y conexiones con Colonia del Sacramento, Montevideo y Punta del Este a través de micros dispuestos con ese objetivo.

Delta

Pero en principio, la asociación se limitará al uso de la red comercial de la compañía propiedad de Juan Carlos López Mena para la venta de los recorridos por el Delta, con paseos por la isla Martín García que se llevarán a cabo con los actuales barcos de Delta.

Pero una vez finalizada la pandemia del Covid-19 y normalizada la situación del turismo internacional, la intención de ambas navieras es fortalecer la ruta entre ambos países tal como se venía explotando durante las épocas de esplendor del servicio de Cacciola.

Mientras tanto, se profundizarán los servicios marítimos por el Tigre, agregando un bus turístico que sale todos los días desde la terminal de Buquebus en Puerto Madero con destino a la localidad bonaerense.

Si bien el nuevo servicio se lanzará el 19 de julio próximo, en su página web la empresa ya lo publicita con salidas de Tigre de lunes a viernes a las 17,30 horas y los sábados a las 8,30 con un valor por persona, ida y vuelta, de $2.400.

De esta forma, la sociedad Buquebus-Delta buscará repotenciar el trayecto que operó “la Cacciola” hasta hace dos años, hasta que la crisis comercial que atravesaba su grupo controlante Ersa Urbano, también la arrastró y terminó por minar sus actividades.